ANR

Mano a mano con el secretario político del presidente de la República

Víctor Cano. Periodista.
En esta edición, desde el Palacio de Gobierno, el “Mano a mano” de LN trae una exclusiva con el secretario político del presidente de la República. Mauricio Espínola Núñez (32) es la voz de Mario Abdo en términos políticos. Su figura genera intrigas por su preponderancia en el primer anillo del coloradismo. De padre liberal, llegó a la política de la mano de Calé Galaverna y del impulso político de José Alberto Alderete.

Hoy, el también presidente de la atípica seccional N°31 de la Capital, quien para sus detractores fue una sorpresa su victoria, dicen que el destino jugó a su favor. De clase media-alta asuncena, fue uno de los primeros en acompañar la candidatura de Mario Abdo a la presidencia, lo que le permitió adquirir jerarquía política y ubicarse al lado del presidente como su secretario adjunto.

De padre liberal y madre colorada, se afilió a la ANR por convicción. Foto: Nadia Monges.

-¿No te embriaga el poder?

-No, para nada… Yo no uso chofer, yo manejo mi propia camioneta. Yo no quiero llamarlo poder, pero sí mis ocupaciones y responsabilidades hicieron de que ya no pueda tener reuniones con mis excompañeros, comer un asadito porque terminás tarde o porque comenzás temprano al día siguiente. Yo tengo una responsabilidad con el país.

Yo tengo la bendición de ser presidente de seccional y acá recibo a otros presidentes de seccionales, de comisiones vecinales, intendentes, gobernadores, diputados, senadores. Yo hoy tengo responsabilidades con mi país. Yo no quiero hablar de un proyecto personal a futuro porque se podría también malinterpretar por el camino. Yo quiero cumplir con lo que me comprometí con el presidente, de acompañarle hasta el último día de su gobierno.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba